UN CHOTO RIVER - BOCA


Choto decía porque River no lo quiso ganar y Boca directamente no pudo. Hubo emoción en cuenta gotas: un penal pateado horrible por el borracho que fue justicia porque no fue penal (mano del enano imnproductivo ese), y que Abbondancieri casi se le tiró a los pies al ejecutante. Salomónicamente un tiempo para cada uno y listo. No mucho más.


O sí, la noticia de siempre en los clásicos de los últimos años: Gol de Palermo. Es increíble este tipo, jugó un tiempo con careta protectora por su nariz rota y apareció con el olfato intacto en el segundo para seguir teniendo de hijo a las gallinas.

River empezó el partido como un grande y lo terminó como Deportivo
Laferrere, con la gravedad de saber que era el único de los dos que necesitaba el triunfo como droga. Aunque un empate en esta época es grosso no? ¿Y ahora que hacemos hasta fin de año? pensará el jefe Astrada.


Boca mantiene la paternidad (no descontás nunca más esos 6 partidos gayi), está a solo 6 puntos del primero y sigue gozando con la racha del gran Martín con otro muletazo histórico (y el taco de Román claro...mamita!). Poné a Fabbiani la pu.. q te par..!!!
Amén...


3 comentarios:

Tigre 007 dijo...

River no es nada, empieza bien y acaba como el María Linda de la Tercera División de Guatemala -la última pues-.

Román gran forma de hacer ese taco, hacelo vos Fabbiani, la puta que te parió puto ogro.

JLO dijo...

JAJA... te fuiste a la mierda Tigre!!! pero estuviste bien!!

Que equipo chiquito q se convirtio este river... bah, es su forma eterna: hijito...

salu2 master...

Anónimo dijo...

qe los qemeros y los bosteros estan gritando papa campeon.. hijitos ahora haciendo amistad